1/12/08

4 D

Como si fuera una persona, Andalucía accedió pletórica a su mayoría de edad el 4 de diciembre de 1977. Comenzó su autonomía, recuperó su identidad perdida durante mucho tiempo y desplegó toda su energía para encarar el futuro. La democracia reciente, la fuerza de la autonomía para dirigir nuestro destino y la lucidez de los andaluces se conjugaron en una oportunidad histórica. En aquel otoño frío el pueblo andaluz ardía en llamas de esperanza, como nunca antes estuvo alerta, vivo, despierto.

Hace 31 años y parece que lo soñamos, queda tan atrás y se han encargado de difuminarlo tanto que algunos jóvenes hoy preguntan si ocurrió de verdad o si sólo es una fecha mítica. Los andalucistas sabemos que fue real, que aquel día Andalucía cambió, salió a la calle a defender sus derechos y a reivindicar la igualdad. Los partidos centralistas (PSOE y UCD) estaban elaborando una Constitución que creaba un estado asimétrico, desigual: las comunidades del norte tendrían el carácter de "nacionalidades", las demás seguirían siendo regiones. Andalucía irrumpió enérgica y obligó a modificar la situación. Esto fue posible gracias a millones de andaluces entre los que estaban unos pocos andalucistas.

Para nosotros sigue siendo real, sigue siendo una fecha en la que defender nuestros derechos y reivindicar la igualdad. Conquistada la autonomía, queda mucho terreno que recorrer para que los andalcues y andaluzas tengamos las mismas condiciones de bienestar que el conjunto de los españoles, incluso estamos lejos de la media en los indicadores principales: menores salarios, menores pensiones, peores resultados educativos, el paro como sangría permanente...

No es un mito el 4 D. Es un motivo para seguir adelante. Andalucía tiene que cambiar para que todos vivamos mejor. Ahora ya no hay millones de andaluces en las calles pero los andalucistas seguimos siendo conscientes de nuestra tarea, seguimos siendo la conciencia del pueblo andaluz. Lo conseguiremos. Andalucía es nuestro empeño y nuestra esperanza.


¡¡VIVA ANDALUCIA LIBRE!!

9 comentarios:

Anónimo dijo...

En mi opinión, tanto PP como PSOE, siguen siendo partidos centralistas, con los mismos ideales que en aquella epoca, es decir, que el norte sea la productiva y el sur la de servidumbre. Aquí llevamos sufriendo esa política desde que hay democracia, y no veo cambio alguno. Nos ha tocado sufrir eternamente, y ser siempre de los últimos.

Anónimo dijo...

ERA UN CUATRO DE DICIEMBRE
CUANDO TOMAMOS LA CALLE
ERA UN CUATRO DE DICIEMBRE
CUANDO DIJIMOS QUE VERDE Y BLANCA ERA NUESTRA SANGRE.

...

QUE BONITA NAVIDAD
DE AQUEL CUATRO DE DICIEMBRE.

alandalus dijo...

¿Va a hacer algo el PA el 4-D? Espero que sí, con pocos recursos y poca gente también se pueden hacer cosas efectistas.

Otros colectivos ya han planteado cosas, espero que el PA haga algo.

Si necesitais ideas, seguro que muchos podemos dar alguna.

PD: Pilar, creo que usted debería responder algunos comentarios, al menos para que los que los ponemos veamos que nuestras opiniones son, aunque sea por un momento, tenidas en cuenta.

DFA dijo...

El 4 de diciembre es el Día Nacional de Andalucía y ello nos obliga a hacer algo importante cada año, sea como sea, con los escasos recursos de que dispongamos, hay que hacer algo.
A mi me gustaría que este día no fuera un día de reivindicaciones de 'los últimos' sino de afirmación y de orgullo. Sin más alharacas que las necesarias, sin patrioterismos baratos, pero con determinación y contundencia. Sacudirnos la modorra que provoca el discurso de PP y PSOE entre nuestras filas es uno de los objetivos. ESo no se puede hacer desde la moderación, desde la equidistancia, desde lo políticamente correcto. ES imposible. Debemos hacer un nuevo enfoque, una nueva estética -sí, estética- Basta de lamentos, hay que construir un discurso de victoria desde abajo y ya, y no un discurso relativista y victimista de forma permanente. No se como hacerlo, pero se lo que mi corazón espera. Sólo aguardo quien me lo haga sentir.
PP y PSOE hacen lo que tienen que hacer como colonizadores que son. Somos nosotros los que no hacemos lo que debemos, empezando por el lenguaje. No se trata de ser unos 'exaltados' sin fondo repitiendo consignas 'radicales', sino de asertivamente, con racionalidad y mesura, trazando un camino, marcar el rumbo de un proyecto y eso no lo hemos hecho en muchos años. Del pragmatismo conservador de lo que hay, al sueño factible. Ese es el cambio que se debe producir en nuestro espíritu. Un saludo y feliz 4 de diciembre a todos.

DFA
Andalucía

Pilar González Modino dijo...

Mucho más que por un momento "alandalus". Leo todos los comentarios, respondo por mail a alguno (2) que no he publicado y agradezco de corazón a todos los que me los mandáis. Utilizo muchas de las ideas que aquí se vierten, me interesan, me nutren.

La tarea de difundir el andalucismo nos corresponde a todos los que creemos en este proyecto. No tiene sentido sin los que estáis al otro lado del blog. Mil gracias, una vez más.

lacibis dijo...

nos vemos en Malaga
para conmemorar el 4 de diciembre
yo estuve cerca de CAPARROS
muchos miles de malagueños inundamos las calles
despues pasamos unos dias de incertidumbre
gracias por intentar recuperar la ilusion
VIVA ANDALUCIA

Rafael dijo...

Estimado DFA.
Estoy de acuerdo con el contenido de tu mensaje, es una fecha importante de nuestra historia reciente como comunidad autónoma, en su día, le vencimos el pulso a los mismos que hoy están mandando PSOE y UCD de antes, hagamos lo mismo ahora. El PSOE desde hace 25 años está manipulando a Andalucía y a los andaluces, ya va siendo hora de que alguien se ponga a la cabeza y llame los cosa por su nombre, nos están engañando con la cantidad de dinero recogido en la deuda histórica, ¿Cuándo lo van a pagar? Nos están engañando con la autovía que une Granada con la costa. Nos han estado engañando con la crisis. Nos siguen engañando con la refinanciación para las pequeñas y medianas empresas, todo mentira y más mentiras, estoy de acuerdo con usted, en que se han de agotar todas las medidas existentes mediante el dialogo pacífico para exigir lo que por ley le corresponde, a Andalucía y a los andaluces, pero si este medio vemos que no funciona, tendremos que adoptar las mismas medidas que se adoptaron ese día 4 de Diciembre que tan buenos resultados nos dio en ese momento. Andalucía va en la cola del tren nacional en todos los sentidos, renta per cápita, educación, solo estamos a la cabeza a nivel nacional en persona desempleadas y, en la cola del último vagón se encuentra Granada y sus gentes con un 20% de paro, hagamos algo y, hagámoslo ya, hoy mejor que mañana.

Rafael

La constancia es una virtud, no es algo que se pueda imponer

DFA dijo...

Amigo Rafael: En la forma parece que coincidimos en muchas cosas. Es natural, estamos en este Blog de nuestra Secretaria General, Pilar González, mayoritariamente porque nos preocupa y nos duele nuestro país. Sin embargo si lees de nuevo mi mensaje verás que hago alusión al lenguaje y a su importancia. Si somos el nacionalismo andaluz debemos actuar como se espera de nosotros y lo primero es oponernos mediante el lenguaje a los que nos niegan como nación y referirnos a nuestra tierra como lo que es. No es una cuestión baladí. El Estatuto de Andalucía, firmado por PP, PSOE e IU reconoce a Andalucía como una 'realidad nacional', nosotros, pues, no podemos posicionarnos, políticamente hablando, por debajo ese techo semántico sino por arriba. Es decir, nuetro lenguaje debe ser un discurso en sí mismo para, cubierto este e insisto desde la mesura, sin victimismo, desde la racionalidad incluso, construir un discurso alternativo y viable, optimista, en favor de nuestra tierra. Yo creo que no debemos renunciar a nuestra indentidad andalucista y quedarnos a medio camino entre el federalismo y el regionalismo porque ese espacio político lo cubre el PSOE, IU y el PP. Además, ese es nuestro espacio natural. Como quiera que no hay unidades de destino en lo universal, tampoco nuestro país, Andalucía, es un hecho determinado por un ser superior; lograr ser lo que queremos ser depende de nosotros y de nuestra capacidad para demostrar a los andaluces lo que Ulises Moulines llamaba 'el valor intrínseco de la pluralidad del ser" o lo que Kofi Annan quería decir cuando aseguró que la diversidad es un don, no una amenaza. Estoy convencido que la reducción de la capacidad política privativa de Andalucía juega en perjuicio de ella: la competencia es buena en todos los órdenes de la vida ¿por qué no iba a serlo en política? A partir de la racionalización de estos conceptos, de su interiorización, de creer en ellos, es cuando podremos empezar a construir un discurso cuyo eje no sea el 'robo' -evidente, de otra parte- de los partidos que se alternan en Madrid sino QUE NUESTRA PROPUESTA PARA ANDALUCÍA SEA MAS ATRACTIVA, EFICAZ, HONRADA Y VIABLE. Ese es, desde mi punto de vista, el gran reto que tenemos.

Recibe un cordia saludo
DFA desde Granada

PACullarVega dijo...

Desde Granada:
Nuestro Secretario Provincial,ha conseguido "colar",el siguiente articulo en "Ideal",y además el mismo dia 4D.

A LOS CIUDADANOS DE ANDALUCÍA

Hubo un cuatro de diciembre en que nuestro pueblo salió a la calle para afirmar un compromiso colectivo con la libertad, para romper con la aceptación resignada de una historia de dependencia y para recuperar nuestra identidad. Aquel día los andaluces se fundieron en el latido unánime de una autonomía que nacía como expresión de nuestros deseos de liberación y prosperidad.

Hoy, más de treinta años después, la Autonomía sigue siendo necesaria para transformar nuestra sociedad, para recobrar el protagonismo de nuestro propio desarrollo, para afianzar Andalucía en la primera línea del conjunto de los pueblos de España. Hemos entreabierto los ojos unos instantes, viendo horizontes de dignificación fundados en derechos históricos. No volvamos a dormirnos en la humillación de nuestra existencia pasada. Demostremos querer para nuestros hijos, los niños andaluces y los que con ellos van, los mismos derechos, las mismas oportunidades y las mismas condiciones de vida que los niños del resto del Estado.

La ruptura del Estado solidario ya es hoy una realidad. Ahora más que nunca Andalucía debe aspirar a las máximas competencias, a codecidir con el Estado en todos los asuntos que son de interés de Andalucía, a organizarnos en comarcas para superar las obsoletas Diputaciones, a una justa financiación sin privilegios, a un reparto equilibrado de las inversiones y por fin, el pago de la deuda histórica.

Andalucía no puede aceptar el modelo de autonomismo asimétrico que por la vía de los hechos se nos pretende imponer desde el juego de alianzas de la política estatal. En ese sentido, proponemos la profundización en los contenidos de la Constitución para la transición desde el Estado de las Autonomías hacia la construcción Federal que garantice la solidaridad entre los pueblos de España.

El nacionalismo andaluz debe ser, en este momento de profundos cambios, una vanguardia movilizadora al servicio de la vertebración nacional del pueblo andaluz, una verdadera fuerza integradora de todos los andaluces del trabajo, de la cultura, de la economía, de la emigración, y de aquellos que luchan por superar una situación de marginalidad.

En la Asamblea de Córdoba de 1919 Blas Infante, defendiendo los derechos de Andalucía al mismo nivel que el resto de pueblos del Estado, afirmó que Andalucía era ya entonces una Nacionalidad: “porque la naturaleza y la Historia hicieron de ella una distinción en el territorio español, porque lo mismo en España que en el extranjero se la señala como un territorio y un pueblo diferente”. Estaba exigiendo “la misma soberanía” para Andalucía que para el resto de los pueblos.



Ante los desafíos del presente, el andalucismo debe aspirar a ser responsabilidad, compromiso y poder. Auténtico Poder Andaluz para devolver a la idea de autonomía la fuerza de esperanza y el potencial de futuro que brotaron aquel cuatro de diciembre de hace treinta y un años en que ondearon las banderas verdiblancas de liberación y solidaridad alzadas por el pueblo andaluz.

En el cumplimiento de esos compromisos el Partido Andalucista tiene que salir al encuentro de todos los andaluces que creen en el futuro de nuestra nación.

Cada andaluz que renuncia a ser libre está atando sin darse cuenta a su tierra. Para esto queremos nuestra libertad, para hacer de Andalucía un pueblo como varias veces fue: el más civilizado de Europa.

El andaluz, a veces duda de si mismo, pero sabe que le miente quien dice que esta reforma sumisa y colonial del Estatuto está a la altura del tamaño histórico de su Nación.

Para los andalucistas ese SÍ a Andalucía que supuso aquel cuatro de diciembre de 1977 sigue vivo.


¡VIVA ANDALUCÍA LIBRE!



Antonio Arredondo García
Secretario Provincial del Partido Andalucista

Archivo


by Carlos Azagra